Titan Desert 2018 por la ELA ¡Es nuestra!

¡Somos lo que soñamos! Sin más explicación. Nuestro sueño era poder difundir y disfrutar en una de las carreras más duras del mundo sobre una MTB y lo hemos conseguido ¡Somos finisher de la Titan Desert 2018!.

Como ya hemos dicho en algunas ocasiones, los sueños NO se cumplen. Los sueños se trabajan, moldean, requieren esfuerzo, horas, sacrificio, apoyo de la familia y solo entonces, si te atreves a soñarlo, puedes llegar a vivir ese sueño.

Para nosotros ha sido unos meses de preparación muy intensa, sobretodo después de la rotura del escafoide de Héctor que lo ha tenido contra las cuerdas hasta el último momento y que tras esfuerzo extra consiguió cruzar la meta. Han sido días intensos, llenos de vivencias, compañerismo y mucha bici, pero sobretodo de un espítiru único que no se vive en ningún otro lado, el espíritu Titan. Es complicado de explicar, pero se palpa y se siente en todo momento: Campamentos, briefings, vuelos, carreras, staff, masajistas y mecánicos. ¡No todos los días se comparte Haima común con profesionales del mountain bike!

En fin, una experiencia vital que nos ha permitido contar a muchos titanes que es la ELA (Esclerosis Lateral Amiotrófica), el porqué de nuestras aventuras y lo más importante, que pueden hacer ellos también para sumar su grano de arena. Al final todo grano de arena hace desierto, y ¡Dinoslo a nosotros que nos comimos unas cuantas dunas!

Salimos con la misma cara de ilusión con la que volvimos. Nuestra familia siempre apoyando. Sin ellos esto seguiría siendo un sueño.

Poder compartir esta experiencia con Alex Roca y su familia  es algo que nos llevaremos en el corazón. Para nosotros él es el vencedor de esta edición. Sin duda.

En lo alto de una colina de dunas con nuestra fiel compañera. La lince del desierto de BhBikes que nos supo llevar a límites insospechados. Una super máquina.

La sensación única de deslizarte por las dunas es algo indescriptible. Una sensación Titan que solo se descubre en el desierto, eso si, cuando llevas unaas cuantas ya se te pasa la vena poética…

VALORACIÓN PERSONAL

Hacer algo que a priori parecía imposible, siempre te llena de satisfacción. Hacerlo con tu hermano y compañero multiplica ese sentimiento. Sin duda nos llevamos una experiencia que nos une aún más y nos permite conocernos en muchos ámbitos. ¡Siempre sumando!. Hemos tenido la ocasión de poder explicar a otros corredores lo que hacermos y como acumular visibilidad y kilómetros contra la ELA, que era uno de nuestros objetivos además e disfrutar siempre. La valoración personal de esta Titan Desert es muy positiva y estamos seguros que crecerá conforme vayan pasando las semanas. ¡Volveremos al desierto en busca de nuevos objetivos y aventuras!

VALORACIÓN DEPORTIVA

El miedo se ha ido diluyendo conforme pasaban las etapas. Sobre el papel, la Titan Desert parece dura, sobre el terreno es igual de dura pero se suman los factores de viento, calor y demás corredores. Sin duda es una prueba complicada, pero creemos que enfocada a un abanico muy amplio de público, es decir, cualquiera que se prepare y tenga una mente dura puede terminar la hazaña. Los cortes son muy amplios en horas y la mayor parte del tiempo ruedas con demás gente en grandes llanuras, que permiten rodar rápido. Por sorpresa y también con esfuerzo hemos conseguido una posición general 170 de más de 565 corredores, nada mal para estrenarnos.

Tener más que a un compañero al lado te hace pasar las kilométricas llanuras del desierto mucho mejor, o al menos, sin pensar tanto en el dolor de culo que teníamos 🙂

La ansiada meta de la Titan Desert, en esta edición, una de las más duras de la historia consiguieron ser finishers 570 ciclistas, entre ellos casi 70 chicas. ¡Increíble!

A continuación os dejamos los vídeos resumen de cada etapa, que ya colgamos en carrera con bastantes impedimentos de conexión, red electrica y tiempo después de cada etapa. ¡Ya podéis disfrutar de nuestro punto de vista desde dentro de la Titan Desert 2018!

No Comments

Post A Comment